Skriv ut den här sidan

Sexualidad

La sexualidad es una parte importante de la vida de las personas. La sexualidad abarca de todo, desde la identidad sexual hasta la orientación sexual, el erotismo, el deseo y la reproducción. La sexualidad puede aportar un disfrute y alegría tanto físicos como emocionales, hacernos sentir bien y ayudarnos a establecer relaciones. Afecta nuestros pensamientos y sentimientos, además de cómo vemos a los demás y a nuestro entorno.

La sexualidad se utiliza a veces para compartimentar a las personas, partiendo de quiénes les atraen. Enamorarse o sentir deseo sexual por otras personas es algo que la mayoría experimentan como algo positivo. Las normas y expectativas de la sociedad a veces hacen que resulte difícil expresar la sexualidad y ser quien uno es o desea ser.

Las normas son esas reglas no escritas que determinan qué se considera positivo, deseable y "normal". Qué normas hay que seguir es algo que varía dependiendo de la época, el lugar y el contexto. A veces las normas coinciden con las leyes formales, pero no siempre lo hacen. Las personas que viven o se considera que viven de acuerdo con las normas existentes reciben diversos beneficios y son premiados. Mientras que quienes no lo hacen son considerados como anormales y pueden ser discriminados o castigados. Un ejemplo es la heteronorma, que es la norma social que parte del preconcepto de que todos son heterosexuales, controlando cómo deben ser los hombres y las mujeres. Según la heteronorma, solamente es posible que las personas sean o bien hombres o bien mujeres, y se presupone que los hombres y las mujeres deben sentirse mutuamente atraídos.

Con nosotros puedes recibir apoyo y hablar acerca de temas relacionados con la sexualidad.

 

Senast ändrad: 23/02/2015